“El Proyecto de la Gaviota Voladora”, Reír, Reír, Para Olvidar las Penas.

“El Proyecto de la Gaviota Voladora”,

Reír, Reír, Para Olvidar las Penas.

NOTA 271

A,

Mari Pez

Magic Tango

Grupo: Humor Cubano.

 

 “Hoy viene!”

Qué alegría!” 

En medio de tantos sin sabores, es increíble cuando llega el circo con su música, locuras y juegos divertidos que lo hacen reír.

 

 Es lo que piensa Ashkan, un niño que tiene muy presente en su memoria los interminables días que tuvo que esperar en la frontera entre Irán y Turquía, sin conocer el camino de ida, y sin posibilidad alguna de tomar el de vuelta. 

Chicos en Turquía, Italia, Hungría, Grecia, Rumania o Croacia, al igual que Ashkan, también se emocionan. 

Son estos algunos de los países en los cuales los protagonistas de nuestra video-nota de hoy han estado desarrollando actividades recreativas para los más pequeños.

 

Su acción representa un hecho muy significativo pues nos estamos refiriendo a campos de refugiados ubicados en esas áreas.

El título del video que les compartimos en esta ocasión es “Reírse”, y consiste en una muestra de la iniciativa “The “FSP” Flying Seagull Project”, “El Proyecto de la Gaviota Voladora”, conformada por un grupo de gente ligada al entretenimiento en el Reino Unido.

Payasos, músicos, bailarines, obreros y especialistas en juegos, se dedican a aportarles bienestar y ratos de alegría a los niños que habitan en esos centros de Europa.

 

El audiovisual fue originalmente editado y publicado por la Agencia Internacional de Noticias “BBC Three”, y subtitulado al español el reciente mes de agosto por “Nation Buenas Noticias”

Como es bien sabido, la Unión Europea enfrenta una grave crisis con relación a estas personas.

Se trata de un tema complicado y de difícil solución, tomando en cuenta la imposibilidad, no solo de “filtrar” a quienes huyen de la guerra y “supuestamente” buscan un nuevo horizonte, sino que además la cantidad de gente es enorme para ser absorbida por el “Viejo Continente”.

 

Frente a esta realidad, los más vulnerables son los niños, que no tienen la madurez para entender lo que ocurre y se ven afectados por el estado permanente de ansiedad de sus familias para lograr hallar “un hogar”.

Ash Perrin en el 2007, sintió la urgencia de llevar a esos sitios lo que denominó “Fiestas de Diversión”, para satisfacer las necesidades recreativas de los pequeños, y fue así como nació el colectivo “FSP” “The Flying Seagull Project”.

Está integrado por un equipo de voluntarios, muchos de los cuales son especialistas en juegos, pero sobre todo en comunicación, centrada en sentimientos.

Sus sesiones se enfocan en los sentidos y poseen una excelente cuota de energía y paciencia.

 

El proyecto ha ido evolucionando, dando inicio en el 2015 en Rumania, a un abanico de actividades que incluyó circo, espectáculos comunitarios, magia, acrobacias y actividades recreativas con el fin de fortalecer los lazos sociales. 

Los juegos que ofrecen son ligeros y cargados particularmente de cariño, permitiendo a los chicos divertirse y olvidarse de sus preocupaciones así sea por un rato. 

El propósito fundamental es contribuir a que los niños rían, jueguen, se sientan bien y se entretengan cada cierto tiempo, en forma gratuita.

 

Los activistas de FSP consideran que con sus actividades pueden proporcionarles a los niños refugiados una existencia algo más grata y mejor. 

Tengamos en cuenta que muchos de ellos han sido testigos de escenas impactantes y horrores que ninguno de nosotros podría imaginar.

Ahora han debido abandonar sus hogares, muchos se enferman, están cansados ​​y asustados, así que invitarlos a reírse es un acto de humanidad.

 

De acuerdo con la profesora Deborah Youdell de la Universidad de Birmingham, el trabajo de FSP es sumamente valioso ya que “ha sido comprobado por la neurociencia y la bioquímica, la enorme importancia de la risa, el juego físico colectivo y las relaciones de confianza para construir vínculos sociales, resolver conflictos, crear comunidades cohesivas, desarrollar la resilencia y asegurar el bienestar personal y social”.

Empatía, dedicación, compromiso social, sentido del humor, desarrollo humano y resiliencia, son valores humanos presentes en esta video-nota que nos estimula a reflexionar lo que podemos hacer en nuestros propios contextos para ayudarnos mutuamente.

Fue esa la elección del Proyecto “The Flying Seagull”, y de allí pasó a organizarlo y concretarlo.

Bien por ellos!

¡Feliz día!

 

 

FUENTES

www.visiontimes.com/…/clowns-visiting-refugee-camps-to-help-t…

www.pressenza.com/2016/…/star-line-child-refugee-benefit-conc.

www.theflyingseagullproject.com/

www.theflyingseagullproject.com/what-we-do/ 

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *