KAKENYA NTAIYA, la Adolescente que “Negoció” su Pureza, Por su Educación.

DÍA 209: 

Ella miró firmemente a su padre y le dijo: “Hagamos un trato, yo me someto a la circuncisión femenina, si usted me deja ir a la escuela preparatoria”.
Ocurria en Kenya. El atrevimiento de la jovencita, fue el primer paso de quien se convertiría, años más tarde, en una fuerte activista dentro de la Campaña Mundial Contra la Ablación, o mutilación femenina.
Hoy en 365 Días de Valentía Moral, queremos presentarles a Kakenya Ntaiya, aquella adolescente “rebelde”, que “negoció” con el padre, y cuál es su relación con la Campaña que adelanta el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef).
A los cinco años, Kakenya fue comprometida en matrimonio, y debió pasar su infancia, aprendiendo todo lo necesario para ser “una buena esposa masai”.

Sin embargo, su madre la animó a buscar una vida mejor, y Kakenya siguiendo el consejo, fue posponiendo el ritual de madurez, hasta donde le fue posible. En el momento que su padre finalmente insistió, ella se mostró firme.
Tenia 14 años- ahora tiene 34- cuando fue sometida a la circuncisión femenina, a cambio de continuar sus estudios.

Había terminado la secundaria con notas sobresalientes, lo que la hizo acreedora a una beca para estudiar en Estados Unidos. Su comunidad organizó un evento de recaudación de fondos, para pagar su boleto de avión, y a cambio de esto, la joven prometió regresar a su aldea y ayudarla.
Durante la siguiente década,  la kheniana se graduó, obtuvo un empleo en Naciones Unidas, y más adelante, sacó un Doctorado en Educación.

A pesar del paso de los años, Kakenya siempre tuvo presente la promesa que le había hecho a los ancianos de su comunidad, promesa que se concretó el año 2009, cuando la “Doctora Ntaya”, inauguró el “Centro Kakenya para la Excelencia”, la primera escuela primaria para niñas, en la aldea que la vio nacer y crecer.

“Ahora pueden concentrarse en sus estudios… y también, en ser niñas…Es la única forma, en la que una niña, tiene la oportunidad de superarse”, señaló la Educadora.
Hoy por hoy, más de 150 niñas cuentan con la oportunidad de educarse.”Les enseñamos todos los derechos que tienen, y a alzar sus voces. Se trata de darle poder a las chicas. Regresé para que ellas puedan lograr sus sueños,  y no tengan que negociar, como yo tuve que hacerlo. Esto es lo que me hace levantarme cada mañana”.

Kakenya apoya su trabajo en los estudios presentados en la Conferencia “Girl Summit 2014″, y UNICEF, que señalan  que más de 700 millones de mujeres de todo el mundo, han sido obligadas a casarse cuando todavía eran niñas, y de estas,muchas han sido obligadas a prácticas culturales violentas, tales como la mutilación femenina.

Respecto a estas ultimas, las cuales se practican en 29 países de Africa y Oriente Medio, UNICEF advierte, que cientos de millones de niñas, van a seguir siendo víctimas de heridas profundas, permanentes e inútiles, y que, la situación se ha profundizado, tras los recientes anuncios de Abu Bakral-Baghdadi, líder del Estado Islámico (ISIS) en Irak, quien ha ordenado, en un comunicado y publicado en internet, que todas las mujeres del “califato” sean sometidas a mutilación genital.
En el texto, los yihadistas afirman que la práctica ha sido impuesta por el profeta Mahoma, y muestran una lista de sus hadith (los dichos), que a su parecer contienen esta indicación.
Los  periodistas especializados en el tema, consideran que la comunidad internacional no puede quedarse mirando, “a la espera de que se cumpla este crimen horrendo contra la humanidad”.
De igual forma, argumentan la necesidad de participar de esta campaña promovida por UNICEF, para acabar con esta violenta practica que atenta contra la dignidad de las jovencitas.
Kakenya Ntaiya, con su gran labor diaria,  ciertamente hace la diferencia.
Tomar conciencia de la violación a los derechos humanos que se esta llevando a cabo en países como Kenya, Pakistan, Sudan, Afganistan, constituye un paso adelante, en la  superación de la apatía, y la procuracion de una actitud de co-responsabilidad y coraje con la humanidad, de la que somos parte.
De esta manera, también nosotros, tu, yo, podremos Hacer la Diferencia!

FUENTES
www.nationalgeographic.com/…/kakenya-ntaiya/
www.girlsummitpledge.com/
www.unicef.org/spanish/protection/57929_58002.html

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *