JENNIFER BRICKER, ¿Quién “Necesita” Piernas, Para Convertirse en Gimnasta Profesional?

DÍA 99: 


“Nada sucede por casualidad; en el fondo, las cosas tienen su plan secreto, aunque nosotros no lo entendamos. Son las huellas del destino”.

Carlos Ruiz Zafón, escritor español.

“No puedo”. 
“Si puedes”. 
“Que no puedo, te digo”. 
“Inténtalo, al menos!”
“No”.
“Por qué?”
“Porque, aunque quiero, sé que no puedo!”

Cuantas veces lo decimos, o se lo escuchamos decir a otros, dentro y fuera de nuestro propio contexto familiar! 

¿Y los niños? Es una frase típica que utiliza a menudo, obviamente atribuible y entendible, dada su corta edad. 

Y son ellos precisamente, los que deberían aprender y comenzar a aplicar, lo que dice el popular dicho, “Querer es poder”. 


A nuestro personaje del día de hoy, desde muy pequeña, su madre adoptiva le implantó una sola regla: “Nunca digas que eres incapaz de hacer algo”. 

Y ella, ha seguido y asumido esa enseñanza hasta el día de hoy, cuando ya ha alcanzado los 27 años de edad. 

En 365 Días de Valentía Moral, le presentamos a Jennifer Bricker, en el video “Nunca Digas las palabras, No Puedo”.

El corto cuenta la increíble y ejemplar historia de superación, de la exitosa acróbata y aerialista estadounidense, de origen rumano.


Éste es una pieza visual en forma de entrevista, que nos muestra lo importante que es brindarle condiciones y oportunidades a la gente de nuestros afectos, más aún, si tienen algún tipo de discapacidad. 

Fue exactamente lo que hicieron los padres adoptivos de Jennifer, para que jamás se viese impedida en sus sueños y anhelos de vida.

Ah, es que hay un “detalle”, que no hemos mencionado aún en la nota.

Jennifer llegó al mundo, sin piernas, y fue abandonada en el hospital al nacer!

Cuando la jovencita cumplió 16 años, quiso conocer la verdad sobre su pasado. Fue en ese momento, que sus padres adoptivos le revelaron su apellido, cambiando la vida de la chica en 180 grados.

Desde muy pequeña, Jennifer había comenzado a sentir esa gran pasión por la gimnasia acrobática, “a pesar” de su condición, y tenía su “heroina”, una gimnasta olímpica a quien admiraba, y era su ejemplo a seguir…

Ese día supo que ella y su “ídolo”, compartían el mismo apellido: “Moceanu”!
A partir de ese instante, la joven de origen rumano, comenzó una intensa investigación, que finalmente determino que la “gran” Dominique Moceanu, era su hermana biológica.

“A que niña le ocurre que su ídolo de la infancia, de repente se convierte en su hermana?”, expreso Jennifer en una entrevista.

¿Casualidad? ¿Causalidad?

En el 2012, se conoció esta historia, a través de un libro escrito por Dominique Moceanu, en el cual salieron a la luz detalles de la difícil historia familiar de sus padres.

La de Jennifer, es una historia original y con “final feliz”, que abarca diversos aprendizajes importantísimos, siendo sin duda, el más relevante, la superación personal de alguien que supo vencer los enormes obstáculos que la vida le puso, desde el mismo momento en que nació.

Pero también está la sabia manera en que actuaron los padres adoptivos, llevados por su amor incondicional hacia esa chiquita. 


¿Y las hermanas biológicas? No solo han aceptado y apoyado a Jennifer, sino que se convirtieron en sus “compinches”, y no pierden tiempo para aprovechar el cariño que se profesan, y compartir juntas la alegría de vivir.

“Jennifer tiene esa actitud de perseverar en la vida, para vencer cada obstáculo”, dice su hermana Dominique Moceanu.

Es precisamente esta actitud, la que le ha permitido, cada día, hacer la diferencia, en forma valiente.


La gimnasta Jennifer Mosceanu, es una inspiración para todos. Nos demuestra que es posible luchar contra la adversidad, si le ponemos dedicación, disciplina, alegría y entusiasmo. 

Te aseguramos que después de ver este video, pensaras dos veces antes de decir…¡No Puedo!



Feliz Día! 

FUENTES
Historias Positivas
Azteca
24 Horas
Carlos Ruiz Zafón, La sombra del viento
www.mirada21.es/…/jennifer-bricker-una-gimnasta-sin-piernas-10811
https://www.youtube.com/watch?v=xkQrfIIV5OA

Deja tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *